LosHiceYo

Un lugar lleno de cosas que no sirven para nada...

Con la tecnología de Blogger.

Cebri, una cebra para Luci.

No hay comentarios
¿Qué tal todo el mundo? Yo ando bien liado con mil y una cosas, y tengo un millón de entradas pendientes de sacar, pero me falta tiempo y un buen número de fotos para decorar esas entradas, así que tendréis que esperar un pelín para que eso ocurra...

Hoy vengo a presentar un proyecto secreto que llevaba tejido en el armario un tiempecito. Cómo nos ocurre a muchos de los que hacemos de este hobbie parte importante de nuestro tiempo libre, a veces hay que tejer para los demás. Cuando eso pasa, hay que tener cuidado con la emoción de utilizar nuestras redes sociales para compartir contenido por miedo a que quién va a recibir un regalito se acabe enterando antes de lo debido.


Ese es el caso de la cebra de hoy. La tejí durante verano, y aún esperaba un momento adecuado para poder coserla. Entonces, llegó Noviembre (mes de los cumpleaños de todo el mundo en mi entorno). Luci, una compañera de Aikido y amiga desde hace años, siempre lloraba pidiendo un muñeco mio. Seguir el relato con frases así de cortas hace que, seguro, nadie se pierda ningún paso del mismo. Si a eso le sumamos los mil y un proyectos en marcha del momento, y que a Luci le encantan eso que los fashion victims llaman animal print, ¡ya teníamos un regalo perfecto para ella!

 
En cuanto a la foto, no tuve tiemo para sacar mucho jugo al muñeco y jugar con posturitas: fue terminar, salir de casa a toda prisa, y no volver a verla hasta que Luci abrió su bolsa de regalo. Está tejida con Bravo de smc, y un crochet de 2.5mm. El resultado es bien grandote, pues mide sentada sus buenos 40 - 50 cm, y la lazada de la cola es verde en honor al cinturón de Luci. Siempre me gusta indicar con que tejo mis muñecos, para que cuando alguien me pregunta por qué no quedan igual los suyos, o que se yo, no se piensen que escondo trucos secretos y maravillosos. Los objetos hechos a mano tienen mucho de quién los hace; influyen nuestro estado de ánimo, nuestro estrés, la continuidad en el proyecto y la perircia. Por eso es tan frecuente que haya muñecos con diferencias importantes sobre un mismo patrón.

Retomando sobre la Cebra, a Luci le encantó (y puedo decir que gritó más fuerte que con otros regalos), así que espero que "Cebri", tal y como la bautizó al segundo de verla (y aún a pesar de que ese nombre no sea muy rebuscado), tenga un lugar especial en su casa y que vea a Luci cumplir muchos más.

Me despido hasta prontito, 

No hay comentarios :

Publicar un comentario